Las Remudas, historia de un barrio

El topónimo "Las Remudas" procede del siglo XVI, de las plantaciones de las cepas de caña de azúcar que allí se hacían. Estas cañas, una vez se desarrollaban eran "remudadas" a la plantación definitiva. Fue en 1978 cuando empezaron a habitarse las viviendas de Las Remudas. Han sido 32 años de historia que se han caracterizado por las continuas luchas vecinales por mejorar su calidad de vida.

Lo que hoy conocemos como El Residencial Las Remudas,  también fue denominado cariñosamente como “Las Corominas o las 1.152”, se conformó en un principio por gentes venidas principalmente de la evacuación del Sáhara, de San Juan, San Gregorio y Las Huesas. De Las Palmas de Gran Canaria, también acudieron de los barrios de La Isleta, Schamann, Guanarteme, San Nicolás, barracones de Pedro Hidalgo etc.  Algunos incluso vinieron de la Aldea de San Nicolás de Tolentino, Gáldar y Guía, por lo que su población no pudo ser más heterogénea.

El diseño y proyecto de Las Remudas (* polígono) lo realizó a comienzo de los años 70 (1973), el arquitecto, D. Salvador Fábregas Gil y un selecto equipo de arquitectos importantes como fueron D. Eduardo García Berenguer y D. Andrés Boyer Ruiz, promovido por el extinto I.N.V. (Instituto Nacional de la Vivienda), fue tan innovador  desde el punto de vista arquitectónico que motivó que en 1975 se concediera el Premio Nacional de Arquitectura al diseño por su espacio de infraestructura y equipamientos. Las obras finalizaron en el año de 1978,  pero sus equipamientos y servicios tardaron años en llegar. Ante la falta de tales servicios, el conjunto de la comunidad vecinal comienza a organizarse para poder exigir a la Administración las dotaciones y servicios básicos  para el barrio.

El comienzo de la vida en  Las Remudas fue muy difícil: Faltaba el agua, inicialmente se realizó el abastecimiento a través de aljibes en los bajos de los bloque teniendo para su control los famosos y problemáticos “contadores patrones”, alumbrado público, infraestructura y equipamientos diversos, escolares, deportivos, sociales etc. Debido a estas carencias, se constituyeron  Asociaciones de Vecinos por cada bloque y la participación ciudadana fue muy importante y reivindicativa, a día de hoy quedan algunas de estas funcionando y siguen  exigiendo mejoras para “el barrio”, que es como los residentes llaman a la zona.

*Antiguamente y en la época de la ejecución de este tipo de complejos urbanísticos dedicados a vivienda pública, se le anteponía el nombre de “polígono”, haciendo referencia a las diferentes formas geométricas que conformaban el suelo para su construcción.

tunombre@lasremudas.es


Si eres vecino de Las Remudas tienes derecho a un e-mail personalizado (nombre@lasremudas.es). Registrate como usuario de la web del barrio.

Una iniciativa de...